Noyra Caerwyn, modelo y empresaria: “Tú eres quien tiene que creer en ti”

Un mundo donde las formas de comunicarse han llegado tan lejos, donde las redes sociales te permiten conocer gente que, de otro modo, jamás sabrías que existe, es un mundo de posibilidades. Una de ellas es ‘encontrarse’ casi por casualidad, con una mujer que, como he dicho, de otra manera quizá nunca habría tenido la oportunidad de conocer, ni siquiera en la distancia. Su nombre, Noyra Caerwyn, una joven polifacética cuyo nombre está ligado a muchas y diferentes disciplinas en la actualidad. Una mujer que cree fervientemente aquello de que nada es imposible.
Wrestler fan, modelo, ilustradora, artista, empresaria… Hablar de Noyra es hablar de alguien no carente de misterio. Mucha gente la conoce como ferviente fan del wrestling, de la WWE y, más concretamente, de Sheamus, uno de esos luchadores. Pero poco más se sabe. De hecho, al intentar indagar sobre sus orígenes, ella misma mantiene el misterio afirmando que hablar de esos orígenes es “probablemente lo más complicado acerca de mí”. “El pasado, continúa, es algo que aún no logro comprender. Para mí lo más importante es el presente y el futuro, el pasado queda atrás. Lo que puedo decir, lo que está claro para mí, es que he pasado la mayor parte de mi vida en Estados Unidos y México, y claro, me encanta viajar. Siempre que haya una oportunidad, la tomaré”.
Pero, aunque esos orígenes queden rodeados de enigmas, lo que sí parece claro es que nos encontramos ante una persona determinada, optimista y visionaria. Alguien que, según sus propias palabras se exige mucho a si misma: “Si sé que puedo dar un poco más del 100%, lo daré. Me considero una persona muy creativa, que puedo realizar cualquier cosa que me proponga. Quizá en el momento de ‘traducir’ los sueños a la realidad, no será exactamente igual a como lo había imaginado; eso lo sé pero aún así no me importa arriesgarlo todo para obtener lo que quiero”.

FierceWolf
Una pista sobre eso la da el knickname que Noyra utiliza en Instagram: FierceWolf, que, según explica nuestra protagonista, describe perfectamente lo que es. “A pesar de dificultades, de resbalones, de los tropiezos de la vida (y algunos duelen bastante), hay que levantarse. Si parece que no hay salida, o que algunas de mis ideas son muy desorbitadas; si no tengo a nadie que me apoye o a nadie que crea en mí, no importa. Tú eres quien tiene que creer en ti primero, lo demás vendrá por añadidura, y cuando vean que sí lo lograste, ahora sí, todos te preguntarán cómo lo hiciste”.
“Si quieres triunfar, dice Noyra, tienes que ser feroz ante la vida y tomar las riendas de tu camino, no dejes que nadie más lo haga por ti”.
Pero, sin embargo, hay un matiz sentimental en la creación de ese alias para Instagram, ya que el ‘Wolf (lobo)’ usado es, aparte de una declaración de intenciones, un homenaje: “Me recuerda a mi perro Siberian Husky, que falleció en febrero. En honor a él porque me enseñó mucha cosas. Aunque también hace referencia a la personalidad de un lobo: son animales fuertes, independientes, seguros de sí mismos, eficientes, ambiciosos se hacen notar y marcan su territorio. Por eso, FierceWolf, un Lobo Feroz”.

Metas, ambiciones
Noyra piensa en el presente. El pasado, pasado está, y el futuro ya se verá, dice, aunque aclara que eso no significa exactamente que no piense sobre metas futuras, sobre lo que hará, ya que eso es parte de la existencia. “Soy una persona muy ambiciosa en el sentido de que pienso en grande y por más que lo intente no puedo pensar en pequeño. Podré bajarle unas dos rayitas a mis ideas pero hasta ahí, sin olvidar la idea principal”.
Así, por ejemplo, Noyra admite que en 20 años le encantaría trabajar en el backstage de alguna empresa de lucha estadounidense, “ya que es lo que me apasiona”, dice. “Con backstage me refiero a manejar la imagen de los luchadores o de la empresa, hacer relaciones públicas, producir. Esa es la opción pequeña. La otra es llegar tener mi propia empresa de lucha, que empiece a nivel europeo. Quiero ser CEO, y de ahí va a estar difícil que me bajen”.
Pero, eso es el futuro. El presente se llama Caerwyn Agency. Una aventura empresarial en la que Noyra explica que lo que se pretende, lo que son es expertos en talento. Un proyecto que está dando sus primeros pasos, muy reciente, y surgido casi de forma espontánea. “Nació de un proyecto escolar de una prima que me llamó por teléfono y me dijo que quería crear una agencia de modelos, que le ayude que porque yo soy modelo y conozco al medio. Le contesté que aquí ya había agencias de modelos, que hiciera una ‘agencia de talento’. Me salió en ese momento, y la lanzamos. Por supuesto, no me conformo con que sea local, creo que esto puede ser global”.
Pero hablar de talento es hablar de un concepto muy amplio. ¿Qué es talento para Noyra? La respuesta es TODO: “Cualquier capacidad que se tenga: modelos, pintores, diseñadores, músicos, publicistas, escritores, chefs, locutores, ¡hasta técnicos de IT! De todo, literal. Y si no lo tenemos, te lo conseguimos”.
“Es un proyecto grande, pero recién nacido así que aún le falta mucho. Los registros están abiertos al público. Buscamos talento mundial y se lo ofrecemos a clientes globales, quiere decir que si alguien de Panamá, por ejemplo, quiere a una modelo de Italia, éste le pagará a ella lo que cobre, más dietas”, continúa Noyra.

De vuelta al wrestling
Pero, si hay una pasión en la vida de Noyra es el wrestling, como hemos dicho antes, del que no se olvida, aunque en estos momentos sus metas inmediatas estén puestas en Caerwyn Agency. De hecho, en breve, el wrestling formará parte muy relevante de su vida: “Desde que lo vi por primera vez en 2009 ya no pude dejarlo. Fui fan hardcore de CM Punk, tenía sus playeras y todo, hasta que llegó el aclamado Sheamus a tomar el trono, ese mismo año. Él es el culpable de todos los contactos que hice en la escena de lucha americana, más todo lo que hice para conocerlos, que no fue nada fácil, pero esa es otra historia que ya les contaré algún día, hasta podría escribir un libro”.
Porque la primicia es otra: “Eres al primera persona del medio a la que le cuento esto. Este año me contactó la IWW (la promoción independiente donde Sheamus se inició como luchador, allá en Dublin, Irlanda, a mediados de 2002) y me dijeron que cuando estuviera lista ellos me contratarían, ya sea como anunciadora, valet, referee, ¡o luchadora! Que ellos saben que puedo lograr lo que sea y, sí, a finales de diciembre tengo mi vuelo a Irlanda, donde empezaré a entrenar en enero con Joe Cabray (un talento en desarrollo de NXT). Bueno ya hasta pedí mis botas de luchadora, por internet (risas)”.
Estas cosas no llegan de forma casual o por simple suerte. Lo que sí entra en juego es el trabajo y la autoconfianza: “Yo creo 100% que se puede lograr cualquier cosa en esta vida, nada es imposible. Me lo he demostrado a mí misma varias veces. ¿Qué necesitas? Algo que te apasione, algo por lo que darías todo por conseguirlo. Olvídate del que dirán, es tu vida, es tu sueño, serás tú quien se sienta realizado por tus logros, no los demás, tu mismo debes probarte que puedes hacer cualquier cosa”.
“Piénsalo, deséalo, haz una estrategia, empieza tu camino, cruza la raya que todos temen cruzar y ve aún más allá”, concluye Noyra.

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*